huevo

Conociendo... Pazo de Vilane

13.10.17

Pazo de Vilane
La de Pazo de Vilane es la historia de un sueño, el de la familia Varela-Portas, que con mucho trabajo y cariño ha convertido un pazo abandonado del siglo XVIII en Antas de Ulla (Lugo), propiedad de sus antepasados durante doce generaciones, en un ejemplo de emprendimiento y buen hacer. En la actualidad comercializan 2,5 millones de huevos camperos cada mes, además de mermeladas artesanales, y dan trabajo a los vecinos de la zona. Hoy, segundo viernes de octubre, es el Día Mundial del Huevo, ¿quieres conocer su historia?


Pazo de Vilane

El sueño de esta familia arranca en los años '90, rehabilitando una antigua nave de becerros y criando en ella 50 gallinas en libertad para vender sus huevos. Fueron pioneros en la comercialización de huevos camperos en nuestro país: "En aquel momento ni siquiera se llamaban así, no tenían un nombre, eran los huevos de casa", dice Nuria Varela-Portas, la gerente, que se trasladó a la aldea gallega desde Madrid, con su carrera de Económicas y un MBA bajo el brazo.

Gallineros de Pazo de Vilane

Su padre estaba convencido de que la única forma de que el pazo no desapareciera era volver a a vivir en él y decidieron convertirlo en el centro de su negocio. Estudiaron diferentes posibilidades y acertaron con su apuesta. Nuria confiesa que al principio le costó hacerse a la idea de vivir allí, "iba a contracorriente, regresando al medio rural", pero ahora no se ve volviendo a la capital. "En los primeros años recorría con una furgoneta las tiendas de cada pueblo" ofreciendo los huevos de Pazo de Vilane y participaba en las ferias locales. Poco a poco, el negocio fue creciendo y junto a sus hermanos Piedad y Juan, ha podido recuperar más espacios de las fincas del pazo. Actualmente, la empresa cuenta con 100.000 aves que ponen cada mes 2,5 millones de huevos camperos y en la que trabajan 30 empleados, casi todas mujeres de la zona.

Trabajadores de Pazo de Vilane

"En Vilane no fabricamos huevos, cuidamos gallinas", comenta Nuria, y es cierto. Basta con dar un paseo para comprobar cómo cada día las gallinas pasean por el campo y picotean el verde pasto gallego. Ellas solas vuelven al gallinero cuando cae el sol.

Gallina en Pazo de Vilane

Pero no sólo comercializan huevos, Pazo de Vilane ha empezado a diversificar su negocio y produce también mermeladas artesanales de frambuesas, arándanos y tomates agridulces. Son confituras que saben a caseras, con un 75-80% de fruta, "nada que ver con otras", apuntan.

Mermeladas Pazo de Vilane

Todos sus productos se distribuyen en envases muy cuidados, diseñados por el artista gallego Pepe Barro, que les distinguen en el lineal de cualquier supermercado. Son cajas de cartón craft que simboliza lo artesanal y que tan de moda se han puesto en los últimos tiempos, pero que a ellos les acompañan desde hace dos décadas. Pazo de Vilane marcó tendencia, hoy día casi todas las marcas que ofrecen huevos camperos les han copiado el envase: "Lo que no pueden copiar es lo de dentro, ni nuestra filosofía, ni el alma del proyecto", explica Piedad Varela-Portas, responsable de Marketing y Comunicación.

Huevos Pazo de Vilane

No se olvidan de aquel objetivo inicial: poner en marcha una actividad económica que les permitiera salvaguardar el pazo familiar. Vaya si lo han hecho. La casa está completamente restaurada y en ella viven Nuria y Juan Pedro, su esposo y uno de los responsables técnicos de la empresa. Frente a ella, en la antigua cocina, un edificio aparte, el horno centenario y el palo en el que a diario se sujetaba el recipiente para hacer caldo gallego conviven con una vitrocerámica y una nevera de lo más actual. Las palleiras (pajares) son ahora una sala multiusos desbordante de luz en la parte de arriba y acogedores dormitorios debajo.

Visita a Pazo de Vilane

Allí nos reciben durante los dos días que dura nuestra visita. Llegamos invitados por Pazo de Vilane y Canal Cocina, tras ganar su concurso 'Recetas con huevo' con un milhojas de queso manchego con mousse de pisto y huevo poché, receta que se incluye impresa en algunas de sus cajas de huevos. Además de conocer el pazo y a la familia Varela-Portas, recorremos la aldea, visitamos Lugo y disfrutamos de la gastronomía gallega.

Receta ganadora del concurso de Pazo de Vilane

Si se te ha abierto el apetito y quieres disfrutar de estos huevos y mermeladas, puedes encontrar los productos de Pazo de Vilane en El Corte Inglés, Alcampo, Carrefour, Gadis, en los centros Eroski en Galicia y en numerosas tiendas de alimentación de toda España.

También te puede interesar...

0 comentarios

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

ÚLTIMAS ENTRADAS

NO TE PIERDAS NADA



Escribe tu email:

SÍGUEME EN TWITTER