ensaladas verduras y hortalizas

Espinacas gratinadas con jamón y queso

28.2.16

Espinacas con jamón gratinadas

Las espinacas son una verdura de hojas comestibles, grandes y de color verde oscuro. Se cultivan durante todo el año, aunque están de temporada en invierno y primavera. Se pueden consumir crudas, cocidas o fritas, aunque muchas personas las rechazan porque tienen un sabor peculiar. Precisamente por eso os traigo esta receta: está muy rica y es una buena forma de incluir las espinacas en la dieta.

Espinacas con jamón gratinadas

Aunque tradicionalmente se ha incitado a comer espinacas por su alto contenido en hierro, lo cierto es que tiene unos niveles normales, superados por otras muchas verduras. Al parecer, un científico se equivocó y otorgó a esta planta 10 veces más hierro del que en realidad tiene. Vamos, que Popeye no conseguía su fuerza por zamparse un bote cada vez que tenía un problema. Eso sí, conviene tomarlas por su alto contenido en vitaminas y antioxidantes.

Espinacas con jamón gratinadas

Lo bueno de esta receta de espinacas es que puedes dejar las cazuelitas preparadas con antelación (incluso congelarlas), listas sólo para gratinar. Y si te gusta esta verdura, no dejes de probar la ensalada de espinacas con fresas, queso y piñones. Te va a sorprender.

Espinacas con jamón gratinadas

Si preparas esta receta de espinacas gratinadas, sube una foto a cualquier red social y etiquétame (Facebook | Twitter | Instagram | Pinterest | Google+). ¡Espero que te guste!

Ingredientes (para 2 personas):
300 gramos de espinacas frescas
60 gramos de jamón serrano
100 gramos de queso rallado
2 ajos
1-2 cucharadas de aceite de oliva
25 gramos de harina (1 cucharada)
200 gramos de leche (1 vaso)
Pimienta negra molida
Nuez moscada

Elaboración:
Limpia bien las espinacas para eliminar todos los restos de tierra. Corta en trozos. Escalda en una cacerola con agua hirviendo y un poquito de sal durante 5 minutos. Saca y escurre muy bien.

Receta de espinacas con jamón gratinadas 01

Pela y lamina los ajos. Pica el jamón y reserva. En una sartén, pon el aceite y saltea los ajos en rodajitas finas. Cuando empiecen a dorarse, añade las espinacas bien escurridas y rehoga. Cuando dejen de soltar agua, incorpora el jamón y saltea todo junto.

Receta de espinacas con jamón gratinadas 02

Añade 2 cucharadas de queso rallado y mezcla para que se funda. Echa la harina y mueve para tostar. Pasados 3-5 minutos, incorpora la leche poco a poco, para que ligue con la harina y forme la salsa bechamel. Pon un poco de pimienta y nuez moscada y rectifica el punto de sal, si fuera necesario (normalmente, con el jamón, no hace falta añadir sal). No dejes de mover. Al cabo de unos minutos, la mezcla empezará a espesar.

Receta de espinacas con jamón gratinadas 03

Cuando tenga una textura cremosa, reparte en dos cazuelitas que se puedan meter en el horno, cubre con el resto del queso rallado y gratina en el horno en posición grill.

Receta de espinacas con jamón gratinadas 04

Trucos y consejos:

→ Si lo prefieres, puedes saltear las espinacas en la sartén, en lugar de cocerlas. Hazlo con una cucharada de aceite, durante unos minutos. Al principio verás una montaña de hojas, pero en muy poco tiempo el volumen irá reduciendo. Eso sí, no dejes de moverlas, para se cocinen de manera uniforme.

→ Puedes dejar las cazuelitas preparadas horas antes e, incluso, la víspera. Espera a que se enfríen, añade el queso por encima y cubre con film transparente. Reserva en la nevera. En este caso, antes de gratinarlas debes calentarlas, en el mismo horno o durante 1-2 minutos en el microondas.

→ Usa el queso que más te guste. Yo suelo poner mozzarella rallado.


Esta receta de espinacas se la he tomado prestada a Ïa, del blog El caldero de Nimuë, que este mes es víctima del Asaltablogs. Le he hecho algunos cambios, si te apetece, puedes ver su versión original.

También te puede interesar...

24 comentarios

  1. Guau! Menuda pinta! Me apunto la receta, seguro que está riquísima y encima como más tipos de verduras :)

    ResponderEliminar
  2. Un plato tradicional y súper rico!! Me encanta!!!

    ResponderEliminar
  3. Tenemos la suerte de vivir en un pueblo y que nuestra familia nos traiga muchas veces verdura y comemos muchas espinacas y esta receta es una maravilla, tomamos buena nota!!

    ResponderEliminar
  4. Cuando era pequeña las oidaba! y mi madre siempre intentaba camuflarlas! Ahora soy yo, la que las hago a menudo de diferentes maneras y esta nunca la he probado y me encanta! queso...jamón...espinacas! La idea me encanta! Besos

    ResponderEliminar
  5. Yo suelo comer las espinacas crudas porque me gusta más su sabor, pero he de confesar que después de ver esta receta las voy a tener que gratinar más de una vez, por que ese queso por encima me ha dicho directamente ¡cómeme! ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Me encantan las espinacas gratinadas, son una de mis verduras preferidas.
    Buen asalto!

    ResponderEliminar
  7. Es verdad eso que cuentas de las espinacas... falsas atribuciones, pero mira, sirven para que los niños se las coman sin protestar tanto... yo siempre dejé que mis sobrinos pensaran que comiendo espinacas serían tan fuertes como Popeye y vale que es mentira, pero mira, se las comían...

    ResponderEliminar
  8. ¡Qué buenas! Y mira que me gustan las espinacas de cualquier forma, pero así, gratinadas son la bomba. Y si encima así las comen lo peques y, los no tan peques que los hay por ahí reacios a las verduras, mucho mejor. Un besazo

    ResponderEliminar
  9. Un plato de lo mas completo y rico, no entiendo como hay gente que no le pueden gustar las espinacas, eso es que no las han comido así jejeje...
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  10. Me encantaaaaaaaaaaaaaaaaaaaan las espinacas y gratinadas tienen que ser... mmm!!!
    Que fotografías por favor, me entran ganas de chupar la pantalla... jajajaja!!!
    Felicidades por el asalto, es fantástico ^_^
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  11. Qué ricas tienen que estar esas espinacas!!!! Se me hace la boca agua. Las fotos son fantásticas. Besitos

    ResponderEliminar
  12. Esta noche me toca comer espinacas, sí o sí, o sea que ya sé cómo me las voy a preparar :)
    besos

    ResponderEliminar
  13. Tienen una pinta estupenda.
    Me han sobrado hoy unas pocas de espinacas de una receta y esta es una buena forma de acabarlas, ¡gracias!

    ResponderEliminar
  14. ¡Hola Rebeca!
    Espero que os haya gustado. Gracias por pasearte por El Caldero de Nimue.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  15. Qué rico tiene que estar, y qué buena idea para que los niños se animen a comer verduras. Enhorabuena por el blog

    ResponderEliminar
  16. Un plato que en el cole nos lo ponían una vez a la semana... supongo que por el tema del hierro, aún no se habían enterado del "error", pero ahí estaban cada semana. He tardado años en volver a verle la gracia, que la tienen así cocinadas.
    Buen asalto!

    ResponderEliminar
  17. Aunque no soy mucho de espinacas, desde luego así de gratinaditas con el jamón tienen que estar muy buenas. ¡A ver si me animo a probarlas!El baúl de las delicias. Aránzazu

    ResponderEliminar
  18. Yo las hago así muchas veces, y es que están riquísimas!! Besos!!

    ResponderEliminar
  19. acabamos de cocinar a tu cocina ynos encanta, vamos a recorrerla un poco, te invitamos a conocer la nuestra.
    estas espinacas se ven de lujo, me encantan¡¡.
    besos crisylaura.

    ResponderEliminar
  20. Hola Rebeca! Me encantan las espinacas. Me acabas de hundir con lo del hierro eso sí. No tenía ni idea de que no era verdad que contengan tanto como se creía. Si no te importa voy a mantener a mis hijas en la ignorancia más absoluta de este asunto porque el recurso de Popeye es muy utilizado en los días espinaqueros en mi casa.
    Yo no las cuezo, las hago como comentas en las notas finales. Sólo las salteo y es verdad que en pocos minutos "se quedan en na".
    Un besito

    ResponderEliminar
  21. De pequeña odiaba las espinacas pero ahora ya de mayor me encantan! Que peleas con mi madre pufff
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Di que sí Rebeca, un plato ideal, me ha gustado mucho como lo has presentado. Y a mi me irá muy bien para 'engañar' a la familia que lo de comer verduras les cuesta una barbaridad.

    Besos!

    ResponderEliminar
  23. Cuando mis hijos eran pequeños , para introducirles las espinacas en su alimentación se las hacía de esta manera incluyéndole cebolla pochada . Siempre hacía mas de la cuenta para dejar las cazuelas congeladas y el día que no tenia tiempo de cocinar las sacaba y listo

    Buen asalto

    ResponderEliminar
  24. Las espinacas frescas son una delicia en todas sus formas, me encanta tu asalto. Besos.

    ResponderEliminar

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

ÚLTIMAS ENTRADAS

NO TE PIERDAS NADA



Escribe tu email:

SÍGUEME EN TWITTER