aperitivos y tapas

Croquetas cremosas de ibéricos

26.1.12

Croquetas

¿A quién no le gustan las croquetas? Son un plato que nunca se pasa de moda y que se reinventa una y otra vez. Yo os propongo en este entrada que las probéis con un toque diferente: lomo ibérico, en vez del tradicional jamón. Os sorprenderán. Además, para que queden muuuuuy suaves, llevan unas cucharadas de queso crema que, en el sabor apenas se nota, pero sí en la textura, que es fantástica.

Croquetas

Quiero aprovechar esta entrada para dar las gracias a Jamones y Embutidos España que, hace unos días, me enviaron un lote de sus productos a casa (lo podéis ver en la foto de abajo). Dando vueltas sobre qué receta podía preparar con ellos, se me ocurrió hacer unas tradicionales croquetas, pero que tuvieran algo especial. En este caso, como os decía, las he hecho de lomo, pero si lo preferís podéis utilizar jamón, chorizo o salchichón. Sí, sí, los embutidos le dan un toque realmente bueno a las croquetas, que dejan de ser las típicas, para convertirse en las únicas.


Por cierto, podéis doblar la cantidad de los ingredientes que os pongo abajo y, antes de echar el embutido que hayáis elegido, dividir la salsa bechamel (o besamel, la RAE admite los dos nombres) y hacer unas cuantas de cada. Tardaréis prácticamente lo mismo y podréis disfrutar de varias versiones de estas croquetas cremosas.

Croquetas

Anímate a probarlas y envíame una foto del resultado por email (la dirección, arriba a la derecha) o súbela a la página del blog en Facebook. ¡Que aproveche!

Ingredientes (para unas 30 bolitas):
50 gramos de mantequilla
100 gramos de harina de repostería
500 ml de leche
100 gramos de lomo embuchado (o jamón, chorizo, salchichón)
150 gramos de queso crema (tipo Philadelphia)
Tomillo
Sal
1 huevo grande o 2 pequeños
Pan rallado
Aceite de oliva

Elaboración:
Pica el lomo en trocitos pequeños y reserva.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 01

Mientras, en una cazuela antiadherente, derrite la mantequilla y, cuando esté líquida, incorpora 75 gramos de harina a través de un colador y deja que se tueste un poquito, para que pierda el sabor a cruda. Yo utilizo harina de repostería, en vez de normal, que es más fina.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 02

Añade la leche, poco a poco y sin dejar de remover, hasta que la bechamel adquiera un poco de cuerpo. En este punto es en el único que puede surgir un problema: que la bechamel tenga grumos. No te preocupes, la solución es muy sencilla: échala en un vaso de batidora y bate unos segundos hasta que desaparezcan. Quedará totalmente homogénea, entonces vuélcala de nuevo en la sartén y continúa con la receta.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 03

Si decides prepararlas de dos sabores, este es el momento de dividir la bechamel en tantos cuencos como sabores quieras hacer. En este caso, divide también la cantidad de embutido y de queso crema, para que las proporciones de los ingredientes queden intactas. Cuando termines con el siguiente paso y tengas la sartén vacía, añades la bechamel reservada y repites la operación poniendo, en lugar del lomo, el jamón, el chorizo o el salchichón.

Incorpora el lomo picado y un poquito de tomillo y sigue moviendo sin parar. Cuando la masa se despegue de las paredes de la sartén y de la cuchara, añade el queso crema y mezcla hasta que se integre. Prueba y, si es necesario, pon una pizca de sal. A veces, por el sabor del lomo, no hace falta.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 04

Vierte la masa sobre un recipiente amplio, extiéndela para que quede una capa fina y deja que se enfríe. Si vas a tardar en enrollar las croquetas, cubre la masa con un papel film para que no se haga costra por encima.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 05

Prepara tres cuencos: uno, con la harina reservada (unos 25 gramos); otro, con pan rallado (unos 50 gramos); y, en el tercero, echa el huevo y bátelo.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 06

Cuando la masa esté bien fría, haz croquetas con la forma que prefieras -las clásicas, alargadas, o bolitas, como yo en este caso- y rebózalas, en primer lugar, en la harina, sacudiendo bien el exceso. A continuación, pasa las croquetas por el huevo batido y, por último, por el pan rallado.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 07

Si quieres congelar las croquetas (o unas cuantas), ahora es el momento. Colócalas en un plato o bandeja, bien separadas, y cuando estén congeladas, puedes pasarlas todas juntas a una bolsa, que ya no se pegarán. Así podrás ir sacando las que quieras cada vez.


Coloca papel absorbente sobre una fuente y déjala cerca de la placa de cocinar.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 09

Prepara una sartén honda con abundante aceite de oliva. Yo suelo utilizar un cazo que, al ser más pequeño, permite ahorrar aceite. Echa las croquetas de pocas en pocas para que puedan moverse. Cuando estén doraditas, ponlas sobre el papel absorbente para que pierdan el exceso de aceite.

Receta de croquetas cremosas de ibéricos 10

Sírvelas bien calientes, para que estén crujientes por fuera y cremosas por dentro.

Croquetas cremosas de ibéricos

Una receta de lo más tradicional, con un punto original. ¡Espero que te guste!


Gracias por leerme,

También te puede interesar...

6 comentarios

  1. Que sabrosas se ven estas croquetas
    me quedo por tu blog
    un saludo

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias, Feli. Espero que las pruebes y nos cuentes qué tal. Será un placer vernos por aquí.

    ResponderEliminar
  3. Vaya pinta!!! Te digo la verdad, y es que esta receta tardaré en prepararla porque mi madre tiene una mano especial con las croquetas. Jeje
    Y como siempre, gracias por compartir con nosotros.

    ResponderEliminar
  4. Maravillosa receta, queda compartida, enhorabuena, sigue así, te espero por LAS DELICIAS DE MAYTE, besos.

    ResponderEliminar

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

ÚLTIMAS ENTRADAS

NO TE PIERDAS NADA



Escribe tu email:

SÍGUEME EN TWITTER