alimentos de calidad

Cordero asado con miel y azafrán

23.1.23

Cordero asado con miel y azafrán

La receta de cordero al horno es muy sencilla y requiere, básicamente, paciencia porque es una carne que necesita una cocción prolongada y no muy fuerte para que se ablande poco a poco. En este caso, he usado paletillas de lechal y las he aderezado con una mezcla de miel, azafrán y ajos. El resultado es perfecto para sorprender en ocasiones especiales. Todos estos productos tienen el sello Campo y Alma, la marca de garantía de los alimentos de calidad de Castilla-La Mancha.

Cordero asado con miel y azafrán

Es importante que elijas una carne muy fresca y de calidad para asegurar el resultado del plato. El cordero lechal es el más pequeño y, por tanto, el de sabor más suave. Prefiero asar paletillas a piernas porque, aunque las piernas tienen más carne, son más compactas. Te recomiendo elegir paletillas de 600-700 gramos para servir de manera individual o de algo más de un kilo si son para compartir.

Cordero asado con miel y azafrán

En este caso, he acompañado el cordero asado con chalotas y patatas fondant, una guarnición sencilla pero muy rica. Las chalotas se asan en el horno junto al cordero, mientras que las patatas hay que cocinarlas en la sartén, aunque puedes hacerlo mientras se cocina el asado. El resultado son unas bolitas cargadas de sabor, doradas por fuera y que se deshacen en la boca. Una delicia.

Cordero asado con miel y azafrán

¿Te animas a probar esta receta de cordero asado con miel y azafrán?

Receta de cordero asado con miel y azafrán

Ingredientes (para 4 personas):
-Para el asado:
4 paletillas de cordero lechal (de unos 600 gramos cada una)
16 dientes de ajo
8 bolas de pimienta negra
1 cucharadita de sal + para espolvorear
1 pellizco de hebras de azafrán
6 cucharadas de miel
4 ramas de romero fresco
250 ml de vino blanco (1 vaso)
250 ml de agua (1 vaso)
16 chalotas (u 8 cebolletas)

-Para las patatas fondant:
4 patatas
1 cucharada de ajo en polvo
1/2 cucharada de romero seco
40 gramos de mantequilla
250 ml de caldo de verdura o pollo (1 vaso)
Sal
Aceite de oliva

Cómo preparar paso a paso cordero asado con miel y azafrán

Precalienta el horno a 250ºC con calor arriba y abajo sin aire. Pon en el mortero l cucharadita de sal, los dientes de ajo pelados y las bolas de pimienta. Machaca hasta formar una pasta. Incorpora el azafrán y machaca de nuevo. Añade la miel y mezcla bien. Unta una fuente de horno con aceite de oliva y coloca las paletillas. Espolvorea con un poquito de sal. Unta por ambos lados con el aderezo que has preparado. Deja la paletilla colocada con la parte interior hacia arriba.

Receta de cordero asado con miel y azafrán: el aderezo

Pela las chalotas y añade a la fuente. Pon unos trozos de romero fresco y riega con el vino. Baja la temperatura del horno a unos 160-170ºC y hornea a media altura. El tiempo total de horneado dependerá del peso de la paletilla, calcula entre 1:00 y 1:30 horas para paletillas de entre 500 gramos y 1 kilo.

Receta de cordero asado con miel y azafrán: horneado (I)

Durante el horneado tendrás que ir hidratando la carne con el jugo cada 20 minutos e incorporando un poco de agua a la fuente. Vigila la paletilla, especialmente la parte del hueso, que tiene menos carne y se cocina en menos tiempo. Cuando esté lista, tápala con papel de aluminio para que no se reseque (si son paletillas pequeñas, hacia los 40 minutos). Cuando falten 20 minutos, sube la temperatura a 180ºC, da la vuelta a la paletilla y coloca la parte exterior hacia arriba, para que se dore. Pasados los 20 minutos, pincha para comprobar que el cordero está tierno. Si no está listo, déjalo 10 minutos más. Si ya está hecho, pero sin dorar, sube la temperatura del horno al máximo (unos 250ºC) y dora durante unos 5 minutos (vigila porque se puede quemar en menos de un minuto, según la potencia del horno). En cuanto la paletilla esté dorada, saca.

Receta de cordero asado con miel y azafrán: horneado (II)

Retira la paletilla y las chalotas y reserva. Cuela el jugo y echa en un cazo. Calienta hasta que rompa a cocer y deja reducir hasta que coja cuerpo (depende de la cantidad, en este caso, unos 5 minutos).

Receta de cordero asado con miel y azafrán: la salsa

Pelas las patatas, lava, seca y saca bolas. Si no, puedes cortarlas en dados de unos 2,5 cm de lado. Reserva. Pon aceite en una sartén pequeña (en la que queden más o menos ajustadas) y calienta a fuego medio. Mientras, espolvorea con sal, ajo en polvo y romero en polvo. Mezcla bien. Añade a la sartén y dora a fuego fuerte.

Receta de cordero asado con miel y azafrán: patatas fondant (I)

Cuando estén doradas, añade la mantequilla, deja derretir e incorpora el caldo. Tapa y deja cocer a fuego medio-bajo unos 10 minutos. Da la vuelta a las patatas y cuece, con la tapa, 10 minutos más. Pincha para comprobar que están tiernas y sirve junto al cordero y las chalotas.

Receta de cordero asado con miel y azafrán: patatas fondant (II)

Pon el jugo reducido en un cuenco para que cada uno se pueda servir lo que quiera.

Trucos y consejos para cocinar un cordero asado con miel y azafrán perfecto

→ Para esta receta, te recomiendo usar cordero lechal, es el más pequeño y de sabor más suave. Si son más grandes, calcula una paletilla para dos personas.

→ Ajusta el tiempo de horno en función del tamaño de las paletillas. Si pesan entre 1 y 1,5 kilos, necesitarán entre 1:30 y 2 horas de horno (en total).

→ El cordero requiere tiempo, ten paciencia y procura no abrir el horno más que cuando sea necesario para regar la carne.

→ Si quieres que el cordero esté espectacular, usa ingredientes de calidad. Yo he utilizado: miel de La Alcarria, azafrán de La Mancha, ajo morado de Las Pedroñeras, aceite de oliva virgen extra D.O. Montes de Toledo y un vino blanco D.O. Méntrida (como siempre digo, elige uno del que te puedas beber una copa). Todos, avalados por la marca de garantía Campo y Alma.

→ Ten en cuenta que no suele haber chalotas durante todo el año. Pregunta en tu supermercado.

→ Desecha el jugo de las patatas, es muy grasiento.

→ Lo ideal es tomar estas paletillas recién hechas. Si vas a tardar 2-3 horas en servir el cordero, espera a que se enfríe un poco el horno y deja el cordero dentro, tapado, con el horno apagado. Cuando vayas a servir, caliéntalo en el horno durante unos minutos a 50ºC.

→ Por supuesto, si sobra, puedes conservar la carne y las chalotas en la nevera, dentro de un recipiente hermético con el jugo, para que no se reseque. Aguantan 3-4 días.

Esta receta de cordero asado con miel y azafrán está hecha en colaboración con Campo y Alma, la marca de garantía de los alimentos de calidad de Castilla-La Mancha. Creada para aportar valor al trabajo de los agricultores y ganaderos de esta región, agrupa a todas sus Denominaciones de Origen Protegidas e Indicaciones Geográficas Protegidas. Puedes comprar estos productos on line, en su market.

También te puede interesar...

0 comentarios

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

Sígueme en Instagram

SÍGUEME EN TWITTER