panes y masas

Pizza con masa casera

20.11.14

Pizza de pisto con huevo

Hace tiempo que no publicaba recetas de pizza, y eso que suelo hacer todas las semanas. Después de probar muchas recetas de masa (pero muchas, muchas), os traigo mi receta definitiva de masa casera para pizza. Aunque lo mejor de esta entrada no es la receta, sino el truco para hornear la pizza y que quede una base crujiente y un relleno jugoso.

Pizza dulce de Nutella, frambuesas y hierbabuena

La 'culpa' de que traiga otra pizza (en realidad, muchas, ya veréis) al blog, es de las chicas de El Club de Malasmadres, con el que sabéis que colaboro. El mes pasado publiqué la receta de coulant de chocolate y en esta ocasión me pidieron que rompiera el mito de malamadre, que solo prepara pizza congelada.

Pizza de pisto con huevo

Os presento además un montón de propuestas de rellenos, tanto salados, como dulces. En las fotos veis una pizza de pisto con huevos y una pizza dulce de Nutella con frambuesas y hierbabuena, pero hay más ;)

Pizza dulce de Nutella, frambuesas y hierbabuena

Si preparas esta receta, sube una foto a cualquier red social y etiquétame (Facebook | Twitter | Instagram | Pinterest | Google+). ¡Espero que te guste!



Ingredientes (para dos pizzas grandes o tres medianas):
-Para la masa:
500 gramos de harina
300 ml de agua
6 gramos de levadura fresca o 2 gramos de levadura seca (en ambos casos, de panadero)
2 cucharaditas de sal (10 gramos)
2 cucharadas de aceite (25 gramos)

-Para el relleno salado (una pizza grande):
300-400 gramos de pisto
150 gramos de queso mozzarella
8 huevos de codorniz o 3 de gallina

-Para el relleno dulce:
Crema de chocolate
Frambuesas
Hojas de hierbabuena

Elaboración:

Si vas a usar levadura fresca, templa el agua (5-7 segundos en el microondas) y disuélvela. Reserva. Uses la levadura que uses, pon la harina en un cuenco amplio, haz un hueco en el centro y echa el agua y la levadura. Mezcla con una cuchara hasta que la harina absorba el líquido. Incorpora el aceite y la sal y sigue mezclando. Si no tienes amasadora con gancho, lo mejor es que metas la mano, con una es suficiente. Solo tienes que doblar la masa sobre sí misma hasta que quede todo uniforme. En 2-3 minutos lo tienes. Haz una bola y deja reposar tapado con un paño limpio durante 15 minutos.

Receta de pizza con masa casera 01

Divide en trozos, según el tamaño de pizza que quieras. Para que te hagas una idea, con la mitad de la masa puedes hacer una pizza rectangular que ocupe toda la bandeja del horno. Coloca cada trozo en un recipiente con tapadera untado con aceite de oliva por dentro. Estira la masa y dóblala sobre sí misma una vez. Guarda en la nevera entre 24 y 72 horas y saca cuando la quieras preparar.

[Si no quieres esperar, puedes dejar reposar 10 minutos y volver a estirar y doblar la masa sobre sí misma. Debes repetir esta acción tres o cuatro veces, notarás que la masa es cada vez más lisa y suave. Se está ‘amasando’ sola.]

Receta de pizza con masa casera 02

Cuando vayas a preparar la pizza, enciende el horno a tope. Debe estar MUY caliente cuando vayas a cocinar la pizza. Si tiene 'función pizza', perfecto, si no, en la posición que más caliente abajo. Saca de la nevera la masa, que habrá crecido. Vuelca con cuidado y ves estirando haciendo presión con los dedos, desde un extremo hacia el otro. Estira poco a poco abriendo los dedos y con las palmas de las manos, despacio, para que no se tense. Puedes hacerlo sobre la encimera de la cocina, poniendo un poquito de harina o sobre una hoja de papel vegetal, que es más cómodo para trasladarla. Estira hasta conseguir una masa bien fina. Coloca la masa con el papel sobre una bandeja de horno. En función del relleno que hayas elegido, tendrás que hornear un poco en blanco (es decir, vacía) o colocar los ingredientes en crudo. Lo normal es poner tomate natural rallado (o tomate frito), queso mozzarella y, sobre éste, el resto de ingredientes. En este caso, lo hice algo diferente: cubrí la masa con pisto, luego puse queso mozzarella y, por último, unos huevos de codorniz (puedes poner huevos de gallina). Te recomiendo que casques los huevos, de uno en uno, en un cuenco, por si alguno está malo o cae algún trozo de cáscara.

Receta de pizza con masa casera 03

Mete en el horno, que estará muy, muy caliente, apoyando la bandeja directamente sobre la chapa de abajo. Hornea 5 minutos, cambia a posición gratinar/grill y sube la bandeja arriba del todo. Deja 3-5 minutos más, vigilando permanentemente, porque pasa de perfecta a achicharrada en cuestión de segundos. Saca, traslada a una bandeja fría y sirve.

Receta de pizza con masa casera 04

Y si quieres hacer una pizza dulce, tendrás que hornearla en blanco: una vez tengas la masa estirada y en la bandeja (sobre papel de horno), mete apoyando sobre la chapa inferior del horno bien caliente durante 5 minutos. Saca y, con cuidado de no quemarte, unta una capita de crema de chocolate, reparte unas frambuesas y cocina en el centro del horno durante dos minutos. Saca, coloca unas hojas de hierbabuena y sirve.

Receta de pizza con masa casera 05

Trucos y consejos:

Es fundamental que uséis la levadura correcta. Y NO sirven los polvos blancos de hornear bizcochos. La llaman de panadero, pero la venden en cualquier supermercado. La levadura fresca, suele estar en los refrigerados, al lado de la mantequilla y viene en dos bloques de 25 gramos. Partís uno en cuatro partes y ya tenéis lo que hay que usar. Si no vais a gastarla, podéis congelarla o comprar levadura seca, cuya fecha de caducidad es mucho más larga. La levadura seca son pequeñas bolitas amarillentas. En la imagen de abajo podéis verlas: la fresca (Levital) la compré en Mercadona y la seca (Belbake) en Lidl. Repito: NO sirven los sobres con polvos de hornear, tipo Royal, por mucho que lo llamen levadura.

Levadura fresca y levadura seca

Trucos y consejos:

→ Elige rellenos originales y sugerentes. Las recomendaciones para tener éxito son: usa una salsa espesa sobre la base; sobre ésta, coloca un queso que funda bien; y, por último, lo demás.

→ NO, la mozzarella no se pone arriba del todo. Se coloca entre el tomate y el resto de ingredientes, tratando de conseguir rellenos jugosos y crujientes.

→ No cargues en exceso la masa, los ingredientes deben estar proporcionados.

→ Algunas propuestas:

1. Queso crema, salmón ahumado, alcaparras y rúcula. La rúcula, como la hierbabuena, se pone después de hornear.

2. Trocitos de tomate salteados con orégano, cucharadas de queso de untar y espinacas rehogadas con piñones. Saltea los tomates, rehoga las espinacas y, cuando tengas la masa extendida coloca los trozos de tomate, cucharaditas de queso de untar y las espinacas con piñones. Hornea siguiendo las instrucciones de la pizza de pisto con huevos.

3. Crème fraîche con ajo, setas, foie y bacon. La crema la venden ya en los supermercados. Solo tienes que triturar un ajo (o medio) y mezclarlo. Coloca encima las setas salteadas, unas láminas de foie y unos trocitos de bacon. Hornea siguiendo las instrucciones de la pizza de pisto con huevos.

4. Mermelada de naranja, pepitas de chocolate y trocitos de galleta. Hornea como en la pizza dulce.

5. Caramelo salado y trocitos de nueces y de galletas tipo Oreo. Hornea solo la base hasta que esté dorada, coloca el relleno en ese orden y sirve.

También te puede interesar...

0 comentarios

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

ÚLTIMAS ENTRADAS

NO TE PIERDAS NADA



Escribe tu email:

SÍGUEME EN TWITTER