aperitivos y tapas

Champiñones rellenos

27.11.11


El otoño es la estación de las setas y los champiñones, y precisamente estos son los protagonistas de nuestra receta. En este caso no los vamos a preparar con el típico salteado o rehogados, sino que vamos a rellenarlos de jamón, ajos y perejil, dando un toque original al plato.


Es una propuesta fácil de preparar, que gustará a todos y que puede servir como primer plato, pero también poniendo tres o cuatro champiñones como guarnición de una carne.


Aprovechando que es su temporada, os invito a que probéis esta receta y me contéis qué os ha parecido. ¡Será un acierto!

Los ingredientes para 4 personas son:
16 champiñones grandes
200 gramos de jamón
6-8 dientes de ajo
Perejil picado
Aceite de oliva

Elaboración:
Lo primero que tienes que hacer es comprar champiñones naturales grandes. Las cabezas deben medir unos 7-8 centímetros de diámetro, para que puedas rellenarlas con cierta comodidad.


Lava muy, muy, muy bien los champiñones, para retirar todo el barrillo que suelen traer (puedes estropear el plato si, al comer, masticas algo de tierra). Yo suelo cortar la parte de debajo de los troncos, luego dejo los champiñones un ratito en una fuente cubiertos de agua. Por último, los seco bien.


Retira los troncos de los champiñones, dejando solo las cazuelas. Hazlo con cuidado para que las cazuelas no se rompan. No debes arrancarlos de golpe, es más fácil si sujetas el tronco y lo vas ahuecando de los lados.


No tires los troncos, guárdalos para preparar cualquier crema de verdura o una salsa de champiñones.


Echa un chorrito de aceite de oliva en el fondo de una fuente de horno. Coloca todas las cazuelas sobre la fuente.


Precalienta el horno a 200º-220º con calor arriba y abajo. Corta un trozo de jamón, hazlo taquitos y pícalo muy pequeño (lo más fácil es utilizar una picadora, yo uso la que venía con la batidora). Cuando el jamón esté bastante fino, introduce en la picadora los ajos y el perejil y tritura un poco más.


Con ayuda de una cucharilla, coge un poquito de la mezcla de jamón y llena una de las cazuelas. No conviene que aprietes el jamón porque si no se quedará una bola muy dura y seca. Coloca el champiñón relleno en la fuente de horno. Sigue rellenando hasta que termines todos.


Echa un chorrito de aceite de oliva por encima de los champiñones e introduce en el horno durante unos 10 minutos (ya sabes, depende de la potencia y características de tu horno), el tiempo justo para que se haga un poquito el champiñón y se ponga crujiente el jamón.


¡Saca la bandeja del horno y disfruta del plato!

También te puede interesar...

1 comentarios

  1. es una receta muy nutritiva y sabrosa y crea una sensación sorprendente cuando la pruebas

    ResponderEliminar

¿Tienes alguna duda? ¿Quieres preguntarme algo o dejar algún mensaje? ¡Hazlo aquí! Me encantará leerlo y responderte.

ÚLTIMAS ENTRADAS

NO TE PIERDAS NADA



Escribe tu email:

SÍGUEME EN TWITTER